jueves 14
de diciembre
Todo el Clima | Altura de Ríos


 

Ciencia y Tecnología

Zoolidarios: Actividades educativas y recreativas asistidas por animales

Terapias asistidas c/animales > 04 11 2011 > Zoolidarios es un grupo interdisciplinario de la Facultad de Ciencias Veterinarias (FCV) de la Universidad Nacional del Litoral (UNL) cuya tarea fundamental consiste en el desarrollo de actividades asistidas por animales (AAA) destinadas a personas con necesidades educativas y afectivas especiales. AUTORA: MV Stella Maris Galván

Se brinda asistencia a diferentes instituciones de educación especial y a centros terapéuticos, a través de adaptaciones que promueven la interacción de personas de diversas condiciones sociales, educativas, culturales y físicas, frente a animales domésticos de distintas especies.

Este tipo de experiencia genera oportunidades para que niños, jóvenes y adultos con necesidades educativas y afectivas especiales, puedan mejorar sus modos de vincularse con otros en tanto se divierten, aprenden, reciben el amor incondicional de los animales y mejoran su calidad de vida.

La problemática concreta que da sustento a esta práctica educativa solidaria, es de estructura compleja pues convergen en ella numerosos factores.

En este sentido, la propuesta de intervención socio-educativa se circunscribe fundamentalmente a cuatro ejes problemáticos, ellos son: las necesidades educativas especiales, el impacto de tiene el desarrollo de actividades asistidas por animales para atender dichos requerimientos, la imperiosa necesidad de concientizar a la sociedad sobre el aporte benéfico de los animales y el respeto que los mismos merecen; y finalmente el tipo de formación profesional que se logra a partir de la incorporación de alumnos en experiencias de voluntariado universitario.

¿Cómo se originó esta propuesta solidaria?

Este grupo Zoolidarios surgió en el año 2002, en el marco de un proyecto de extensión, que fue aprobado y subsidiado por la Secretaría de Extensión de la UNL. Actualmente, y desde el año 2006 se enmarca en el Programa Nacional de Voluntariado Universitario, del Ministerio de Educación de la Nación.

El nombre de Zoolidarios fue ideado por la Dra. Analía Civetta, quien además de ser una profesional de las Ciencias Veterinarias es Psicóloga Social. Ella interpretó mejor que nadie el propósito de esta actividad, o sea la solidaridad mediada por animales, destinadas a personas con necesidades afectivas y educativas especiales.

Zoolidarios está regido por una estructura o sistema de reciprocidad que facilita la cultura solidaria, pues:

- Implica cooperación y complementariedad, pues es igualarme con el otro y aportarle.

- Implica reciprocidad porque hay compensación en el acto solidario.

- Implica responsabilidad con uno mismo y luego con los otros.

- Implica mutua dependencia, o dicho de otra manera, solidaridad implica que nos necesitamos unos a otros, y por eso somos seres sociales.

En este sentido, coincidimos con Eduardo Galeano cuando establece la diferencia entre caridad y solidaridad al afirmar que “la caridad es vertical, y la solidaridad horizontal. En términos caritativos yo que tengo, te doy a ti que necesitas”, en términos solidarios yo que puedo me pongo a la par tuya para hallar soluciones sustentables”. La caridad es eventual, la solidaridad es permanente. La caridad es sensorial, la solidaridad es absolutamente pro-activa. La caridad es movida por el amor al prójimo, pero la solidaridad, en el mismo amor, produce no sólo la identificación con esa carencia ajena, sino mi involucramiento.

La práctica solidaria genera en los estudiantes un gran bienestar emocional por la simple razón de ayudar a otros, propiciando a través de esta acción un sentimiento de realización personal. Mediante este tipo de intervención los estudiantes conocen problemáticas inéditas, se involucran y  se exponen.

¿Qué características poseen nuestros destinatarios?

Los destinatarios directos son niños, jóvenes y adultos con discapacidad que asisten a instituciones de educación especial y a centros terapéuticos. Entre las problemáticas detectadas se incluyen personas con discapacidad mental moderada, severa, profunda y múltiples, entre las que se destacan: trastornos de la motricidad, trastornos visomotrices, trastornos del lenguaje expresivo, trastornos de la personalidad, trastornos atencionales y  trastornos sensoriales.

Entre los destinatarios también se trabaja con personas en situación de vulnerabilidad social, los que son entendidos como aquellos individuos que ajenos a sus derechos y a la posibilidad de un proyecto de vida,  que les fuera robado, viven en un círculo perverso de marginalidad que los condena a no ser, a no tener identidad. Los marginados sociales en realidad “no existen”, no porque no estén, sino porque el Estado, y gran parte de la sociedad,  los ignora como sujetos de derecho. Nosotros incluimos dentro de este grupo a aquellos niños, jóvenes y adultos que, formando parte de las instituciones intervinientes, evidencian disfunciones sociales tales como comportamientos agresivos, respuestas inadecuadas, intentos frecuentes por transgredir las reglas estipuladas, falta de contención familiar y afectiva, entre otras particularidades.

También trabajamos con adultos mayores institucionalizados quienes viven como denominador común una etapa de vida caracterizada por la pérdida de los roles que le eran reconocidos y el prestigio ganado por la experiencia de los años vividos. Además, en estas condiciones el aislamiento, la soledad y el aburrimiento se intensifican y comienzan los duelos por la muerte de pares, cónyuge, parientes y amigos. A través de la participación en actividades asistidas por animales, se generan situaciones motivacionales y recreativas que benefician la calidad de vida de estas personas

La edad de los beneficiarios varía según las diferentes instituciones, por ejemplo en las instituciones educativas de estimulación temprana las edades oscilan entre 1 y  6 años. En otras escuelas de educación especial las edades oscilan desde los 7 años en adelante. En el caso de los centros de días y talleres de producción o de aprestamiento laboral, los destinatarios tienen edades que oscilan entre  14 y los 70 años, en tanto que en los geriátricos trabajamos con personas cuyas edades llegan a más de 90 años.

¿Con qué animales se trabaja?

En las actividades de Zoolidarios se trabaja con una gran diversidad de animales especialmente seleccionados y atentamente cuidados por los estudiantes y por los profesionales veterinarios que conforman el equipo de trabajo.

Entre las especies que se disponen en la FCV se destacan: equinos, bovinos, cerdos, ovinos, caprinos, llamas, aves de corral y ornamentales, caninos, felinos, lepóridos, roedores y reptiles (quelonios y lacértidos).

Los animales tienen distinto origen. Algunos son patrimonio de la FCV, otros han sido adquiridos con subsidios que se otorgaron al grupo de trabajo y la mayoría de las mascotas, son de los mismos alumnos.

Por otra parte, para conocer aspectos de los animales silvestres de nuestra fauna autóctona, nos trasladamos a la Estación Zoológica Experimental del Ministerio de la Producción de la Provincia de Santa Fe.

Todos los animales se encuentran en óptimas condiciones sanitarias y su selección  implica la detección de características comportamentales adecuadas para este tipo de experiencia.

En lo que respecta a la situación sanitaria de los animales, éstos se desparasitan y se vacunan de acuerdo a las indicaciones establecidas por los profesionales de los Hospitales de Salud Animal de la FCV (tanto de pequeños, como de grandes animales)

Las actividades se desarrollan atendiendo fundamentalmente al bienestar de los animales. En tal sentido, si se verifican condiciones de estrés se evita la incorporación de los mismos a las actividades que la generan, garantizando los aspectos bioéticos de nuestras prácticas.

Por otra parte, se realizan actividades de adiestramiento canino, según técnicas innovadoras, sustentadas en el reforzamiento positivo de los logros. Cabe aclarar que cuando se realizan actividades fuera de la FCV, se trasladan animales de talla menor, según los requerimientos de las actividades planificadas con cada institución.

Para sistematizar la disponibilidad de animales participantes, los alumnos diseñaron fichas de identificación de mascotas, en las que se incluyen datos específicos de las mismas (especie, raza, sexo, plan sanitario y lugar de residencia).

¿Qué actividades se realizan?

En esta experiencia se desarrollan variadas estrategias educativas y recreativas asistidas por  animales. Cabe aclarar que sobre esta gama de posibilidades se planifican acciones en función de los requerimientos de las Instituciones que interactúan con el Grupo Zoolidarios.

A continuación se detallan de modo sintético dichas actividades:

* Charlas en compañía de animales de diferentes especies, tendientes a la interpretación de la diversidad animal a partir de diferentes aspectos morfofuncionales:

Clasificación de los animales según como se alimentan - carnívoros, herbívoros y omnívoros-.

Según como se vinculan al plano de sustentación: apoyando la punta del dedo (como el caballo, la vaca, la oveja, el cerdito y la cabrita), apoyando los dedos (como el perro, el gato, la gallina y el patito) o apoyando la palma de las manos y las plantas de los pies (como las personas).

Según la cobertura y anexos cutáneos: animales con pelos de diversa tipología (crines, bigotes, pelo de cobertura, cerdas, etc), animales con lana, animales con plumas y animales con escamas.

Según el sonido que emiten: relincho, mugidos, balidos, ladridos, cacareo, etc.

Según otras particularidades taxonómicas: reptiles, aves, mamíferos.

* Actividades de educación temprana: "Nuestros amigos los animales".

Consisten en actividades frente a niños de de 0 a 3, junto a pequeñas mascotas según las siguientes pautas:

-Identificación de segmentos corporales: relación con los animales.

-Utilización de las habilidades motoras adquiridas: gatear, sentarse, pararse, caminar, saltar, trepar; en la resolución de actividades psicomotrices.

-Coordinación dinámica general: lanzar, trepar,  reptar, inhibir el movimiento.

-Exploración de las relaciones espaciales: arriba, abajo; adelante atrás; adentro, fuera.

-Descubrimiento y/o reconocimiento de sus características: tamaño, textura y partes del cuerpo.

-Imitación de formas de desplazamientos de los animales.

-Reconocimiento en fotos de los animales del proyecto y otros  en sus libritos personales.

-Dramatización de canciones referidas a los animales.

* Charlas sobre conformación de las partes del cuerpo destinadas a niños jóvenes y adultos discapacitados

Se utilizan distintos tipos de animales, así como esqueletos del museo de la cátedra de Anatomía Veterinaria, estableciendo las homologías con el cuerpo de los niños.

En estas actividades se imitan diversos rasgos posturales de los animales y dinámica de locomoción de los mismos (por ejemplo, caminar en cuatro patas, deslizarse sobre el piso como una serpiente, saltar como un conejo, saltar como una rana, entre otros movimientos).

* Charlas sobre el cuidado de las mascotas

Se desarrollan junto a jóvenes con menor grado de discapacidad. Se instrumentan a modo de conferencia. Procuran la adquisición de conocimientos específicos sobre la tenencia responsable de mascotas.

En estos encuentros se reflexiona sobre el derecho de los animales a un trato respetuoso, el compromiso de cuidarlos tanto nutricional como sanitariamente.

* Jornadas de belleza animal

Implican el baño de animales de distintas especies y razas. En el caso de los animales de talla menor se procede posteriormente al secado y peinado de los ejemplares participantes. Se desarrollan con niños, jóvenes y adultos con diferentes discapacidades.

*Labores con diferentes animales de la FCV:

Comprenden el desarrollo de diversas tareas tales como, la alimentación, el aseo y el cuidado de animales de diferentes especies. Se desarrollan ante niños, jóvenes y adultos. Entre ellas destacamos el suministro de agua o leche con mamaderas a terneros,  lechoncitos, corderos y potrillos, o el cepillado de caballos y la visita a animales del hospital veterinario, a quienes se les prodigará afecto y compañía.

* Actividades recreativas para personas con discapacidades profundas y severas

Se planifican como sesiones personalizadas en las que se trabaja con mascotas pequeñas. Estos encuentros propician el contacto y las caricias para la potenciación de diversos estímulos perceptivos, sensoriales y motrices.

* Actividades ecuestres recreativas destinadas a personas discapacitadas.

Procuran el logro de mejoras posturales y conductuales en las personas que así lo requieran, en función de las requerimiento planteados por los profesionales de las Instituciones involucradas.

* Actividades de adiestramiento canino

Consisten en encuentros en predios naturales, con el acompañamiento de adiestradores, con el objeto de estimular en los distintos participantes (generalmente niños y jóvenes) el desarrollo de diferentes tipos de destrezas, sensoriales y motrices.

Esta actividad también se realiza junto a jóvenes reclusos de un servicio penitenciario. 

* Exhibiciones de aggility canino (Kennell Club)

Se desarrollan actividades demostrativas con perros adiestrados en esta rutina de competición, en predios de las ciudades de Santa Fe y de Esperanza, con el objetivo de generar un ámbito de esparcimiento y de valoración de logros a partir del esfuerzo sistemático de perros y adiestradores.

* Visitas educativas guiadas en distintos ámbitos públicos de la ciudad de Santa Fé (Estación Zoológica Experimental del Ministerio de la Producción de la Provincia de Santa Fe, Reserva Ecológica de la Universidad Nacional del Litoral y Parque del Agricultor en Esperanza)

Se realizan actividades relacionadas con aspectos biológicos y ambientales de los animales silvestres de nuestra fauna autóctona preparadas estratégicamente para personas discapacitadas. Se destaca el valor significativo de este ambiente natural que permite el trabajo con niños, jóvenes y adultos discapacitados en un marco de relajación y bienestar físico y emocional. En este contexto se fomenta el compromiso con la preservación del ambiente y de nuestra fauna silvestre.

* Acciones interinstitucionales, en base a campañas para estimular la adopción y tenencia responsable de animales abandonados

En interacción con niños y jóvenes con discapacidades moderadas, se realiza una campaña en las ciudades de Santa Fe y de Esperanza con la finalidad de disminuir el número de animales abandonados.

¿Cuál es el impacto de esta propuesta en la formación de los futuros profesionales?

Zoolidarios presenta varios puntos movilizadores respecto al protagonismo que adoptan los estudiantes y que se evidencia a partir del compromiso asumido por los mismos, tanto sean de la Facultad de Ciencias Veterinarias como de otras instituciones educativas. Es que esta experiencia brinda la posibilidad de abordar en el ámbito académico una problemática del medio social, permitiendo reflexionar e imaginar los nuevos alcances que poseen las profesiones involucradas.

En este tipo de experiencia educativa se desarrollan competencias cognitivas, procedimentales y actitudinales, desde una perspectiva interdisciplinaria, que son prácticamente imposibles de ser promovidas en el aula convencional. Se fomenta el compañerismo, el respeto y la integración entre compañeros, y entre ellos y  los destinatarios del servicio que se brinda. En tanto participan en este tipo de experiencia tan movilizadora, los alumnos reciben capacitación, orientación, apoyo permanente y realizan actividades que responden a sus intereses y aptitudes, de acuerdo con un plan coordinado y acordado.

Estos estudiantes tienen la oportunidad de transferir las  habilidades y actitudes adquiridas a su vida personal y a su futuro accionar profesional; capacitándose fundamentalmente para resolver problemáticas de interés colectivo.

Además, teniendo en cuenta que las universidades deben formar a los futuros líderes del sector político, social y económico, esta propuesta brinda una  excelente oportunidad para formar sujetos socialmente responsables y especialmente sensibles para la detección y resolución de problemas comunitarios. 

Zoolidarios en números

A continuación se discriminan los datos recabados sobre las actividades desarrolladas en el período 2002-2010     

Año

Sesiones por año

Instituciones con Convenio

Destinatarios

Directos

Estudiantes a quienes se les certificó actividad

Profesionales extramuros involucrados

Docentes universitarios

2002

38

7

310

22

22

10

2003

49

7

295

33

19

10

2004

58

10

380

34

28

14

2005

67

10

381

42

28

15

2006

72

10

368

60

26

18

2007

84

14

450

71

32

17

2008

112

14

469

96

31

20

2009

123

15

564

96

88

13

2010

125

15

515

96

80

14

TOTAL

728

102

3732

550

354

121

¿Cómo se sigue?

Con el propósito de garantizar la sustentabilidad de nuestras prácticas, a partir del  año 2006, comencé a desarrollar una cátedra electiva, que no tenía antecedentes en el ámbito universitario latinoamericano, denominada "Actividades y Terapias Asistidas por Animales" y que puede ser cursada por cualquier persona interesada en la temática. De esa manera, se puede generar masa crítica capacitada en este tipo de intervención socio-educativa, que puede expansionar estas prácticas.

Al día de la fecha, varios alumnos que participaron como voluntarios y que ya egresaron de la universidad, se encuentran desarrollando experiencias similares en diferentes provincias de nuestro país.

Con respecto a esta propuesta, en tanto haya alumnos sensibles, comprometidos con la problemática de la discapacidad y que disfruten del contacto con los animales, habrá Zoolidarios.

Para contactarnos

zoolidarios@hotmail.com

Facebook: Zoolidarios.Unl

 



Comentarios

Escribir Comentario

No hay comentarios aún.

Ver todas las las publicaciones


Últimas Publicaciones

Newsletter

Suscríbase al newsletter.

Webs Recomendadas