jueves 14
de diciembre
Todo el Clima | Altura de Ríos


 

Ciencia y Tecnología

La empresa veterinaria hoy

Laboratorio > 24 08 2011 > ¿Cómo logro la visibilidad y diferenciación de mi negocio? ¿Cómo desarrollo y mantengo la imagen que deseo tener? ¿Cómo me adapto a los cambios y mido la eficacia de mis acciones?

Autores: Mariano Pupkin, Contador Público Nacional y Lic. Administración de Empresas. Coach Ontológico y Master en PNL  mpupkin@empowering.com.ar                                                                                      Victoria Gamboa, Profesora de  Historia. Posgrado de Especialización en ONGs y Políticas Públicas. Coach ontológico y Practitioner en PNL  victoriagamboa@hotmail.com 

El desarrollo de la imagen del veterinario como marca personal e identidad del negocio, tiene influencia directa en las relaciones, crecimiento y fidelidad de la clientela, así como en el liderazgo sobre quienes colaboran con él. La comprensión y aplicación de técnicas de comunicación y marketing fortalece el vínculo con los clientes, el posicionamiento elegido como profesional y, a partir de ello, el diseño y acción sobre el modelo de negocio con impacto directo en la rentabilidad.

La velocidad a la que actualmente se producen cambios en los hábitos de consumo, la creación de necesidades y la actividad competitiva, está abarcando la totalidad de los negocios y la actividad veterinaria no es ajena a este contexto. Tratándose de un mercado en constante crecimiento, no reconocer esta realidad implica asumir una posición que tarde o temprano (más temprano que tarde) pone al negocio en situación de riesgo.

Tradicionalmente, la actitud de los negocios frente a sus potenciales clientes fue más pasiva que activa. El cartel externo, la disposición de la mercadería, la comunicación en la vidriera, volantes, banners, llamados telefónicos o contactos por programas de vacunación, son algunas de  las tácticas llevadas a la práctica con mayor o menor eficiencia. Lo común, es la espera hasta que el cliente golpee la puerta.

Hoy resulta imprescindible modificar la estrategia reactiva y adoptar una  inteligentemente proactiva, incorporando las herramientas y técnicas que la gestión, el coaching y el marketing modernos ponen a disposición  Optimizar la rentabilidad requiere análisis, planificación, implementación de programas de incentivos y de fidelización, estrategias y tácticas de contacto con nuevos clientes.  Analizar, planificar, poner en marcha y controlar los programas concebidos para lograr la máxima satisfacción del cliente. Dentro de ese marco, el principal objetivo es optimizar la rentabilidad.

Las variables que controlamos en el negocio veterinario tienen componentes que hacen a la profesión propiamente dicha pero además, inexorablemente, requieren otras que hacen  a la gestión de negocios.  No podemos obviar una estrategia competitiva.

Reiteramos, que en un mercado en crecimiento los cambios  resultan oportunidades inmejorables para el crecimiento si accionamos con la estrategia adecuada.

Sintéticamente hay cuatro aspectos a considerar en la estrategia:

El lugar geográfico y entorno del negocio: potencialidad del área y de la ubicación; definir estrategia para cubrirla.

La realidad de contexto del propio negocio (fortalezas, debilidades): niveles de capacitación actual y requeridos, calidad de la atención, sistemas información, estética y funcionalidad.

Estrategia competitiva: programas a implementar internos y externos; incorporación de técnicas de marketing de retail. Programas de incentivación y fidelización; estrategia de comunicaciones y contacto.

Definición y desarrollo de la marca del profesional y su negocio: el cliente es la familia con la mascota y, en este punto, es vital el vínculo estratégico del veterinario con el grupo familiar. Tanto la fidelización como el crecimiento de la clientela tienen relación directa con la calidad percibida en la atención por parte del cliente. Y esta calidad se irradia al negocio en sí mismo. No hay estrategia de crecimiento posible si este foco de atención no es considerado.

En nuestra opinión la dinámica social y de negocios elimina la opción de negar los cambios, si se quiere participar en el mercado y sostener una actividad rentable. Y lo más importante es hacerlo por pasos, pero dentro de un marco estratégico en el que en primera instancia, el profesional debe comprender y definir su identidad de marca y visión del negocio, aquella que le permite diferenciarse y encarar su estrategia competitiva.

                                  

 



Comentarios

Escribir Comentario

Nicolás Piva (02/09/2016 - 21:18)

Interesante artículo! Podrían explicarme a que se refieren con identidad de marca? Muchas gracias.

Ver todas las las publicaciones


Últimas Publicaciones

Newsletter

Suscríbase al newsletter.

Webs Recomendadas